fdi, mercado inmobiliario, alza, precios

El costo de construcción se ha disparado más de 10% desde el inicio de la pandemia, estiman las inmobiliarias que mantienen a esta situación como uno de sus principales riesgos que deben afrontar.

Según la Cámara Chilena de la Construcción (CChC), dentro de los materiales más escasos destacan la madera dimensionada, tableros y perfiles de fierro.

En su análisis de resultados del segundo trimestre, la inmobiliaria Paz Corp dijo que el costo de muchos de los materiales y subcontratos utilizados en el proceso constructivo han sufrido aumentos importantes. “A su vez, las restricciones sanitarias y la ausencia laboral de algunos trabajadores de la construcción producto de la pandemia, ha afectado la productividad de las obras, traduciéndose también en aumentos de costos. Todo lo anterior ha implicado que el costo de construcción ha aumentado en torno al 10% respecto a los costos existentes previos al inicio de la pandemia”, dijo la empresa.

La administración de la sociedad señaló que, conforme la situación sanitaria a nivel nacional y global se vaya normalizando, esto también se traduzca en una normalización en los costos de construcción. “Sin embargo, no es descartable que los costos se mantengan altos por un período extenso de tiempo, que incluso éstos sigan aumentando, o que no bajen en el mediano plazo a pesar que la situación se normalice”, dijo Paz Corp.

La constructora Besalco también mantuvo al precio de los insumos como uno de sus mayores riesgos en el segundo trimestre del año.

“La variación de los precios de los principales insumos es otro factor de riesgo de la compañía, para lo cual en la mayoría de los contratos se cuenta con índices de reajuste que buscan traspasar dicho riesgo a los mandantes”, dijo la empresa en su análisis de resultados.

Explicó que, si bien a mediano plazo este sistema minimiza los riesgos, mirado a corto plazo, un alza importante y sostenida de algún insumo puede generar un impacto negativo ya que el alza se traspasa a los mandantes en forma diferida en el tiempo, como es el caso del alza del costo de la mano de obra ocurrida en el último tiempo.

“Adicionalmente a los insumos materiales, los aumentos en los valores de contratación de mano de obra impactan negativamente en los márgenes para aquellos contratos que ya han sido adjudicados y que se encuentran en etapas de término o muy avanzados”, dijo la empresa, que destacó que este riesgo se ha mitigado con la incorporación de nuevos valores en las propuestas presentadas como en la diversificación de los contratos relacionados al área de la construcción en los cuales se encuentra la compañía (construcción, servicios de maquinaria, inmobiliario, entre otros).

En la misma línea, la empresa Ingevec dijo que, en la especialidad de edificación la sociedad normalmente opera bajo contratos de suma alzada, es decir, contratos en donde se establece un precio fijo por los servicios prestados, el que se reajusta exclusivamente por inflación.

“Lo anterior se traduce en que una variación abrupta en el costo de los insumos no es necesariamente compensada por el ajuste en la inflación. Entre los años 2012 y 2014 existieron importantes alzas en los costos de mano de obra, y bajas en la disponibilidad de mano obra calificada, lo que afectó de manera significativa los márgenes del negocio de I&C (Ingeniería y Construcción)”, sostuvo la empresa al analizar sus resultados del segundo trimestre.

Ante esto, la compañía dijo que ha actuado actualizando las estructuras de costos y plazos de nuevos contratos, y modificando procesos productivos que permitan hacer más eficientes los recursos disponibles.

“A su vez, la compañía puede verse afectada por alza en los precios de materiales, pero existen mecanismos de cobertura que permiten disipar este riesgo”, dijo la empresa, cuya administración precisó que, por el lado inmobiliario, se han incorporado estos nuevos precios a los análisis de cada proyecto inmobiliario en carpeta, con el fin de afinar los estudios y realizar las decisiones de inversión basados en la realidad económica de mercado inmobiliario y no en especulaciones de precios.

Fuente: DF

Leave a Reply